Amenazan con detener a Héctor Camero de Radio Tierra y Libertad de Monterrey

Primeras manifestaciones de solidaridad
Sábado 30 de mayo de 2009
por  Ké Huelga Radio
popularidad : 1%

La Secretaría de Gobernación del régimen de Calderon está decidida a lanzarse a fondo contra la aspiración de las comunidades indígenas, campesinas y urbanas pobres por hacer valer su derecho a expresar libremente y de propia voz sus necesidades, derechos e intereses a través del espacio radioeléctrico, considerado patrimonio de un grupo de privilegiados. Como escarmiento, tratarán de aplicar por primera vez la Ley General de Bienes Nacionales para castigar penalmente a Hector Camero, de la Radio Comunitaria de Monterrey, Radio Tierra y Libertad, cerrada violentamente por la PFP el 6 de junio del año pasado.

Por el contrario, las organizaciones y ciudadanxs defensores del derecho de libre expresión están convocados a mantenerse en alerta en defensa de esta forma de expresion ciudadana y del caso que ha pasado a ser emblemático de esta lucha, Radio Tierra y Libertad y nuestro compañero Hector Camero.

Solicitamos estén al pendiente de conocer el Juzgado que se hará cargo de la denuncia de la Segob contra Héctor Camero, para solicitar al (la) C. Juez el inejercicio de la accion penal. Agradecemos de antemano su inapreciable solidaridad.

Por el colectivo de RTyL, el voluntariado de Controles: Charly, Pepe, Graciela, Operari y Ernestina.


Comunicado de organizaciones de derechos humanos y organizaciones sociales en solidaridad con Radio Tierra y Libertad

Inminente acción penal contra Héctor Camero integrante de la radio comunitaria Tierra y Libertad

México D.F. a 29 de mayo de 2009.- Las organizaciones firmantes manifestamos nuestro más profundo rechazo y preocupación frente a la ejercitación de la acción penal que el Ministerio Público Federal realizó, al consignar al Juez Federal la averiguación previa numero 83/ueidaple/2/2008, quien podría librar orden de formal prisión en contra de Héctor Camero Haro, integrante de la emisora comunitaria Tierra y Libertad de Monterrey, N.L. como parte de la investigación iniciada a denuncia de la Secretaría de Gobernación mediante la utilización de la Ley General de Bienes Nacionales que implica castigo de cárcel hasta por 12 años.

El día de ayer los integrantes de la radio fueron notificados de la consignación que la Unidad Especializada en Investigación de Delitos contra el Ambiente y Previstos en Leyes Especiales de la PGR realizó al Juez Federal, por lo cual ya se interpuso un amparo, en caso de que el Juez decida girar orden de aprehensión.

La comunidad Tierra y Libertad instaló una radio comunitaria que operaba desde hace siete años para dotar de información sobre servicios, derechos humanos, salud y asesoría jurídica civil, entre otros temas. Solicitaron formalmente el permiso ante la Secretaría de Comunicaciones y Transportes desde el 2002, lo cual ratifica la voluntad de legalidad de la emisora. El 6 de junio de 2008 la radio fue cerrada de manera violenta por más de 120 elementos de la Policía Federal Preventiva, sin que se observara un debido proceso, tal como que el Ministerio Público, que atestiguó los hechos, se negara a dejarles copia de la orden de cateo, así como del acta administrativa que están obligadas las autoridades a realizar.

La utilización de la vía penal, en lugar de la vía administrativa que marca la ley especial en la materia (Ley Federal de Radio y Televisión), muestra un endurecimiento y la continuidad de una política represiva y persecutoria en contra de las emisoras comunitarias en el país y es un grave retroceso en materia de derechos humanos. Esta persecución penal en contra de integrantes de la radio comunitaria constituye un agravio a sus derechos y una forma de inhibir el ejercicio del derecho a la comunicación de una comunidad marginal de Monterrey, la utilización de la legislación penal resulta excesiva, desproporcional e innecesaria para los fines que se buscan dado que existen otros medios como los administrativos.

La libertad de expresión no debe estar enmarcada en el ámbito de la justicia penal. Criminalizar la libertad de expresión y el acceso a la información de lo ciudadanía es un grave atentado contra el Estado Democrático de Derecho, conforme lo establece la Declaración de Principios sobre Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Iniciar procedimientos penales en contra de quienes ejercen su derecho constitucional a la libertad de expresión es criminalizar el ejercicio de una prerrogativa fundamental que tiene todo ser humano.

A lo largo de estos años las radios comunitarias han demostrado su vocación de legalidad, sin embargo, el actual marco normativo, así como los requisitos que se les piden a las comunidades para poder acceder a frecuencias son excesivos e inequitativos, y aún cuando logran cumplirlos, las autoridades o no contestan a las peticiones o establecen trabas técnicas para impedir que obtengan sus permisos de operación. Las autoridades dicen que no tienen capacidad de respuesta ante tantas peticiones de permisos, pero sí muestran una gran capacidad para implementar medidas de represión en contra de las comunidades en mayor situación de vulnerabilidad donde operan las radios comunitarias.

De seguir esta misma política de la vía penal para aquellas emisoras comunitarias (la mayoría) que aún no cuentan con el permiso, las cárceles estarán llenas de indígenas, campesinos y personas marginales de las ciudades, por ejercer su libertad de expresión, pues existen en el país más de 200 radios comunitarias que claman porque el Estado mexicano les reconozca su derecho a comunicar. Las autoridades en lugar de invertir una gran cantidad de recursos públicos para reprimir a las comunidades más vulnerables del país, deberían invertirlos en la solución de fondo a este problema, garantizar el ejercicio pleno de la libertad de expresión y cumplir con sus obligaciones para el respeto a los derechos humanos, por lo que exigimos:

1. Que el Ejecutivo cumpla con la obligación establecida en el Plan Nacional de Derechos Humanos de reconocer a los medios comunitarios y establecer acciones para su fortalecimiento, de acuerdo a los estándares internacionales, mediante la facultad que tiene de emitir decretos y proponer leyes al Congreso.

2. Cesar de inmediato la persecución en contra de las radios comunitarias en el país y establecer un plan de regularización para que operen dentro del marco de la ley y en apego a sus derechos.

3. Llevar a cabo todas las acciones necesarias para evitar que integrantes de radios comunitarias sean castigados mediante las penas privativas de la libertad.

4. Cumplir con la recomendación que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos le ha hecho al Estado mexicano para legislar en materia de medios comunitarios

Organizaciones Firmantes:

- Asociación Mundial de Radios Comunitarias (AMARC-México)

- Asociación Mexicana de Derecho a la Información (AMEDI)

- Centro Nacional de Comunicación Social (Cencos)

- Article 19

- Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (CMDPDH)

- Red Nacional de Organismos Civiles de DH "Todos los Derechos para Todas y Todos"

Solidaridad de la Ké Huelga Radio

Ciudad Monstruo, 30 de mayo de 2009

De acuerdo con informaciones de la Radio Tierra y Libertad de Monterrey, el Ministerio público consignó ante un juez la averiguación previa que se sigue a esa radio libre desde su cierre por la PFP en julio de 2008. Ello
abre la puerta a que se libre una orden de aprehensión contra nuestro compañero Héctor Camero, coordinador del proyecto.

Como es común, para la "justicia" torcida de este país Héctor ha pasado de testigo a indiciado y ahora enfrenta la amenaza de ser detenido por un delito cuya pena puede alcanzar 12 años de cárcel. Asimismo, la acción penal contra la Radio Tierra y Libertad cancela, en los hechos, la posibilidad de que se otorgue un permiso para que ésta siga operando y cumpliendo su importante labor social.

Ante estas amenazas, la Ké Huelga Radio manifiesta su completa solidaridad con Radio Tierra y Libertad y con Héctor Camero.

El derecho universal a la libre comunicación está consagrado nacional e internacionalmente, por lo que los gobiernos están obligados a respetarlo y terminar de una buena vez con la persecusión en contra de las radios libres y comunitarias del país.

Exigimos al juez que no ejerza acción penal en contra de Héctor Camero y la Radio Tierra y Libertad.

Llamamos a todos los medios libres y a todos los compañeros en lucha a estar atentos para responder en caso de represión contra nuestros compañeros de Tierra y Libertad.

Asamblea de la Ké Huelga Radio

radio libre, social y contra el poder

102.9 FM

http://kehuelga.org

Todos somos Camero, la radio es nuestra voz

.

Monterrey, N. L. a 2 de junio de 2009.

A todos los medios de comunicación, nacionales e internacionales.

A todos los medios libres y alternativos, nacionales e internacionales.

A todos lo organismos de derechos humanos no gubernamentales, nacionales e internacionales.

A todxs lxs adherentes a la Otra Campaña.

A la sociedad civil nacional e internacional.

Compañerxs:

La libertad de expresión, manifestada en la Constitución es un arma para el que atenta con el poder y el mal gobierno. Las leyes de la burguesía se hacen valer con todo rigor hacia el pueblo trabajador y organizado, mientras los verdaderos criminales pasan la charola para solventar sus costosas campañas electoreras de difamación, contaminación visual, auditiva y mental del pueblo. ¿Hasta cuándo?

Individuos y colectivos con presencia en Nuevo León emitimos el siguiente comunicado de solidaridad con la radio comunitaria Radio Tierra y Libertad, “La mera mera de la conciencia obrera” y específicamente, con el Dr. Héctor Camero Haro, compañero a quien podrían girar orden de aprehensión, por el simple hecho de participar en un esfuerzo digno de informar al pueblo trabajador y a sus familias. La investigación contra Camero por los delitos de utilización de los bienes nacionales, inició a raíz del operativo ocurrido en el mes de junio de 2008, donde aproximadamente 120 elementos de la Policía Federal Preventiva (P.F.P.) fuertemente armados, irrumpieron violentamente en las instalaciones para desmantelar la radio que llevaba 7 años al aire y con las puertas cerradas por parte de las instituciones gubernamentales para otorgar un permiso.

La Radio Comunitaria Tierra y Libertad realizaba su transmisión, de muy baja frecuencia, en el 90.9 de F.M. proporcionando a sus radioescuchas contenidos culturales y educativos, hasta programas infantiles, de lunes a sábado. Un trabajo realizado con apoyo voluntario y sin fines de lucro para sus realizadores, activistas y miembros de la Asociación Civil Tierra y Libertad.

Cabe mencionar, que días después de éste atraco, el Gobernador José Natividad González Parás develó en el Parque Fundidora una escultura llamada “La Radiodifusión”, inspirada en el logotipo de la Cámara de la Industria de la Radio y la Televisión (CIRT). Dicho acto, muestra el cinismo con el actúan las autoridades en todos los niveles, pues mientras se congratula con los grupos que monopolizan y lucran con la información y contaminan la cultura, se castiga a los que ceden los micrófonos a la voz del pueblo e informan con veracidad y compromiso.

De 2006 a la fecha, más de 100 radios comunitarias que operaban sin permiso concedido han sido clausuradas en distintas entidades: Estado de México, Sonora, Michoacán, Oaxaca, Puebla, Chiapas, Coahuila, Hidalgo, Jalisco, Sinaloa, Zacatecas, Campeche, Guanajuato, Yucatán, Baja California Norte, Baja California Sur, Chihuahua, Distrito Federal, Guerrero, San Luís Potosí, Tabasco y Nuevo León.

Lo anterior demuestra la intención del Gobierno Federal de criminalizar la libertad de expresión y deslegitimar el derecho de información y organización popular, basándose en leyes que se contraponen a tratados internacionales como el Pacto de San José de Costa Rica, al que México se adhirió en 1981 y que establece específicamente en su artículo 13°: “No se puede restringir el derecho de expresión por vías o medios indirectos, tales como el abuso de controles oficiales o particulares de papel para periódicos, de frecuencias radioeléctricas, o de enseres y aparatos usados en la difusión de información o por cualesquiera otros medios encaminados a impedir la comunicación y la circulación de ideas y opiniones”.

Ésta campaña de represión contra las radios comunitarias, se ha venido acrecentando fuertemente en el sexenio calderonista y consideramos de suma importancia denunciar una por una las acciones realizadas para golpear el esfuerzo del pueblo y no permitir de manera alguna que éstos abusos se escondan tras las cortinas de humo impuestas por los medios comerciales y oficialistas, llamándolas radios clandestinas, piratas y criminales. Al final éstos emporios se coluden con el gobierno cerrando el paso a la voz del pueblo, informando a medias o desinformando respecto a la situación.

Las radios comunitarias representan la necesidad y capacidad de los pueblos de ejercer el derecho a su libre expresión, contribuye al desarrollo comunitario y colabora con sus participantes y radioescuchas en la construcción de soluciones y alternativas a los problemas que se viven en la localidad. También en ellas se discute abiertamente sobre los problemas que atraviesa el país, el mundo y dialoga entre las comunidades para difundir y escuchar a la población más desprotegida. Considerar esto un crimen, es el signo más claro de que la democracia en éste país no se respeta por las autoridades en todos los niveles o bien: es inexistente.

A 2 de junio lanzamos la Brigada en Apoyo a la Radio Comunitaria Tierra y Libertad en solidaridad con sus miembros y en resistencia contra el golpe que da el gobierno federal al esfuerzo de quiénes participan en esta honesta labor. (Ver agenda anexa)

Por eso exigimos al juez que no ejerza acción penal en contra de Héctor Camero y Radio Tierra y Libertad “La mera mera de la conciencia obrera”, así como también le sea devuelto el equipo a la radiodifusora y se le otorgue el debido permiso para operar regularmente a toda radio comunitaria.

Alto a la represión contra las radios comunitarias.

Alto a la persecución en contra de los comunicadores populares e independientes.

Por el derecho de la libre expresión de los pueblos y el mundo.

Libertad a todos los presos políticos y de conciencia.

TODOS SOMOS CAMERO, LA RADIO ES NUESTRA VOZ.

Te invitamos a firmar éste comunicado si es que estás de acuerdo con lo que arriba mencionamos y en verdad estás a favor de la libre expresión.

Biblioteca Popular “Viviendo la Utopía”

Colectivo Frontera Cero

Colectivo juvenil de base “La internacional”- juventud Comunista de México

Colectivo juvenil de base “Clara Zetkin”- Juventud Comunista de méxico

Espacio Político Cultural Kasakomunitaria

Antonio Hernandez – Biólogo defensor de la Sierra Cerro de la Silla contra el Arco Vial Sureste

nonself – músico y performancero activista, adherente a La Otra Campaña

Integrantes de la Asociación Civil Tierra y Libertad

Acá puedes ver el video Breve historia de la radio comunitaria Radio Tierra y Libertad

3 de julio: audio del Foro de solidaridad con Tierra y Libertad w



Commentaires

Logo de Alicia de Leon
Martes 9 de junio de 2009 à 10h20 - por  Alicia de Leon

La Asociación Civil Tierra y Libertad, organizacion de trabajadores y trabajadoras pobres de Monterrey, Mexico, agradece profundamente las múltiples formas de solidaridad que nos han manifestado organizaciones y personas del pais y mas alla de nuestras fronteras, en defensa del derecho de libre expresion, violentado por el gobierno mexicano el 6 de junio de 2008 al cerrar con 150 policias federales la radio Comunitaria "Radio Tierra y Libertad", incautar nuestro equipo de transmision e iniciar la persecucion judicial contra nuestro compañero Hector Camero.
A la fecha, continuamos demandando el permiso para nuestra radio y las radios comunitarias del pais y sostenemos que no hay delito que perseguir en H. Camero: Difundir el pensamiento y la voz ciudadana es un derecho; reprimir la libre expresion es un delito. Atentamente:
Alicia de Leon, Secretaria General.

Logo de ibaute radio
Martes 9 de junio de 2009 à 03h35 - por  ibaute radio

desde tenerife, canarias... queremos manifestar nuestro apoyo a Héctor Camero y nuestra mayor repulsa a aquellos que amenazan a quienes simplemente tienen el derecho de expresarse libremente. El derecho a la libertad de expresión es una muestra más de una sociedad democrática y madura, por eso, quienes atentan contra el mismo carecen de la más mínima capacidad de velar por los derechos de todo ser humano a expresar libremente sus ideas, siempre, desde el respeto a las de los demás.

Sitio web : apoyamos a camero

Estadísticas

Última actualización

Viernes 20 de octubre de 2017

Publicatión

2977 Artículos
Aucun album photo
81 Breves
14 Sitios Web
704 Autors

Visitas

1039 hoy
1182 ayer
3156659 desde el principio
25 visiteurs actuellement connectés