¿Sabes qué pasó en la biblioteca “Samuel Ramos”?

Sobre el paro de los trabajadores de la biblioteca de la FFyL-UNAM
Miércoles 20 de mayo de 2015
por  OLEP
popularidad : 1%

Luego que en distintas ocasiones los trabajadores de la biblioteca “Samuel Ramos” hicieran saber a la administración de la Facultad de Filosofía y Letras (FFyL) de las deficiencias que se presentaban en la biblioteca y dado que la administración no tuvo la voluntad de dar solución, el miércoles 22 de abril los trabajadores cerraron la biblioteca como forma de protesta.

Ese día (22 de abril), después del dialogo entre la administración de la FFyL y los trabajadores se reabrió la biblioteca (sólo estuvo cerrada por alrededor de 3 hrs.) con el compromiso de las autoridades de calendarizar acciones para solucionar las peticiones de los trabajadores.

¿Cuáles fueron esas peticiones? Las más significativas son: 1. La ampliación de la biblioteca; un estudio y dictamen hecho por Dirección General de Bibliotecas (DGB) con oficio DGB/196/2010, apunta que la biblioteca, por su acervo, debe tener un espacio de 11,199 m2, sin embargo actualmente la biblioteca ocupa 3,552m2, de ello se derivan las deficiencias que podemos notar cuando no todos los libros están en estantes, así como la falta de espacio para el estudio. 2. Actualización del acervo; para que quienes hacemos uso de la biblioteca y los que ahí laboran podamos saber que libros sí están y cuáles no. Este punto está estrechamente ligado al anterior. 3. Fumigación y limpieza de la biblioteca; lo cual ayudaría a mantener en óptimas condiciones el acervo de la biblioteca. 4. Facilidad de acceso a compañeros con capacidades diferentes; la biblioteca dificulta la entrada a compañeros con capacidades diferentes dado que el acceso es por torniquetes. 5. Reparación del elevador; en el mismo sentido del punto anterior, para que los compañeros que tienen alguna dificultad para llegar al sótano de la biblioteca puedan hacerlo por el elevador, así como los trabajadores al acomodar libros en estantes de pisos diferentes. 6. Respeto a la materia de trabajo; ya que últimamente personal de confianza ha estado sustituyendo las labores de la base trabajadora y con ello, en la práctica, se congelan estas plazas.

De los puntos anteriores, las autoridades respondieron mediante un comunicado por escrito en el cual era observable que no se satisfacían las demandas de los trabajadores. El 6 de mayo los trabajadores llevaron a cabo un paro de labores que incluyó nuevamente el cierre de la biblioteca, como una forma de hacer presión para que las autoridades pudieran comprometerse a dar solución satisfactoria a las demandas en pos de un mejor servicio para toda la comunidad.

La Organización de Lucha por la Emancipación Popular (OLEP) llevó a cabo brigadeos, pasando de salón en salón y repartiendo volantes, para informar de dicha situación a la comunidad. Paralelamente, una comisión de la OLEP estuvo presente durante la mayor parte del tiempo en el diálogo entre la administración y los trabajadores, dándonos cuenta que las autoridades sólo buscaban aplazar el cumplimiento de las demandas. A pesar de lo anterior, la razón y la solidaridad rodearon a los trabajadores, de tal manera que la administración se vio acorralada y ante la presión firmó la minuta de acuerdos y compromisos por el cumplimiento de las demandas de los trabajadores.

Hay que estar vigilantes del cumplimiento de las demandas de los trabajadores de la biblioteca y preguntarnos qué otras problemáticas observamos en la FFyL, como la ineficiencia del Filobús, la deficiencia de higiene en los baños (o que estos no estén cerrados todos o la mayoría a una misma hora), que la red WiFi sea efectiva y al alcance de toda la Facultad o los hornos de microondas en el jardín “Rosario Castellanos” que, por cierto, la mayoría no están o no sirven y las autoridades los tienen que reponer, etcétera. También entre académicos y profesores adjuntos hay que preguntarnos qué problemáticas observamos para organizarnos y resolverlas.

La lucha de los trabajadores de la biblioteca “Samuel Ramos” nos deja una enseñanza, y ésta es que con organización y lucha damos pasos para alcanzar triunfos, y así como luchamos en solidaridad con los trabajadores de la biblioteca hay que tener presente que las medidas en contra de la clase trabajadora no son un hecho aislado, se trata de una serie de medidas que se presentan dentro y fuera de la universidad y que tienen su origen y génesis en el sistema capitalista neoliberal.

Ponte en contacto con la OLEP para estar informado y saber de las tareas que hay que desarrollar dentro y fuera de la universidad.

¡Del salón de clases, a la lucha de clases!

Organización de Lucha por la Emancipación Popular (OLEP)/]

Contacto: fragua.olep@gmail.com
FB: wwww.facebook.com/olep.fragua



Commentaires

Estadísticas

Última actualización

Viernes 20 de octubre de 2017

Publicatión

2977 Artículos
Aucun album photo
81 Breves
14 Sitios Web
704 Autors

Visitas

1039 hoy
1182 ayer
3156659 desde el principio
25 visiteurs actuellement connectés