¿Qué estrategia para qué cibermilitancia?

Lunes 24 de enero de 2011
por  Leonardo Vazquez
popularidad : 1%

Wikileaks, "los escándalos diplomáticos invaden la tapa de los principales diarios. Algunos celebran la llegada del mesías cibernético, otros sospechan de sus verdaderas intenciones" [1].

Llega la rebelión en Túnez "la caída de Ben Alí repercute en todo el Norte de África y le mete miedo a la misma burguesía de Francia, de la cual son “patio trasero” (como nosotros de EEUU). Pegadas a las noticias de la revolución que difunden todos los medios, vuelven nuevamente las alusiones al “rol de Internet”, en especial “las redes sociales” [2].

Pero la capacidad de asombro se pone al límite, cuando señores como el Licenciado Enrique Dans, sostiene cosas como la siguiente:
"En una democracia moderna(!), la tecnología ya no es una herramienta en manos del poder para controlar al pueblo, sino precisamente lo contrario: una herramienta en manos del pueblo(!!) para controlar a quienes ejercen el poder. No, los medios sociales no provocan revoluciones por sí mismos, pero pueden convertirse en un desencadenante de las mismas. Túnez, como Irán anteriormente, no son hechos aislados: son una tendencia imparable” [3].

¡Menos mal! que nos aclara que "los medios sociales no provocan revoluciones por sí mismos".. ya nos podíamos hacer la idea de un ejército de tweeters, facebooks, blogs y por que no una legión de productos electrónicos de supermercado viniendo a salvarnos...
Y en la misma nota nos dice que lo importante en Túnez, no ha sido el papel de las masas en las calles que se levantaron no ! ...ha sido el papel WikiLeaks, de Twitter, de Facebook y hasta del grupo de hackers Anonymous. A lo que un bloguero sensato le responde: "Pero del brillante uso que han dado los tunecinos a los medios sociales a poner el énfasis de esta revolución, que se ha cobrado más de cien muertos, en el poder de Internet hay un trecho." y luego agrega "No entiendo bien qué quiere decir esta mención a la democracia refiriéndose a un contexto en el que precisamente democracia es lo que no hay. No la hay de momento, no la ha habido en décadas y esta es precisamente la causa de la lucha tunecina. Respecto a que la tecnología esté hoy en manos del pueblo, la región de Oriente Medio y Norte de África vive una represión que se ceba también con la libertad a través de Internet y en el que la batalla es continua y no está, ni mucho menos, ganada." [4].

Será que en realidad, el Licenciado Enrique Dans, nos quiere decir que en las democracias modernas la tecnología es una herramienta en manos del pueblo (¿se referirá a la democracia imperialista norteamericana o del Estado Español?). No creo hable de Estados Unidos (uno de los países con mayor uso de Internet por cierto) donde los inmigrantes no tienen libertad ni para transitar, pero la derecha norteamericana del Tea Party (y las bandas fascistas) pueden organizarse y armarse libremente. Su alusión a la "democracia moderna" se debe referir al régimen heredero del franquismo y la monarquía del Estado Español, donde los trabajadores son libres si, pero de quedarse sin trabajo. Seguramente los periódicos para los que escribe (El País, El Mundo, Público, ABC) le agradecen que ponga el eje en las nuevas tecnologías y la "libertad" de las democracias modernas y no en la acción revolucionaria de los trabajadores y el pueblo de Túnez.

Internet, ¿el camino hacia la libertad?

Lamento desilusionar a algunos internautas, bloguers, tweeteros y facebookeros... Pero no, Internet en sí y las nuevas tecnologías (convertidas en fetiches) no son el camino hacia la "libertad", no conducen a nada, ni llevarán a un mundo mejor. Tanto su infraestructura, como toda la tecnología que la genera y los contenidos que contiene, no son es otra cosa que un producto del trabajo y la acción de millones de hombres y mujeres que transforma la realidad.

Pero ¿es que alguien puede pensar que Internet está en manos del pueblo cuando casi toda su infraestructura (cableado, servidores, satélites) está en manos privadas y militares? Si en Internet sigue habiendo libertad de prensa, como en las democracias imperialistas, es porque las clases dominantes no requieren de censura para mantener su dominio.

Pero detrás de lo que parece una obviedad, hay todo un sistema de medios (al servicio de los capitalistas), que se encarga de decirnos a los trabajadores y el pueblo, de que los avances y la tecnología nos hacen más libres y son gracias los capitalistas, que las crisis económica que recorre EEUU y Europa es culpa nuestra y a lo sumo, y que somos afortunados al tener una democracia para ricos (claro, mientras no cuestionemos su poder ni su propiedad privada).

"Los capitalistas siempre han llamado "libertad" a la libertad de lucro para los ricos, a la libertad de morirse de hambre para los obreros. Los capitalistas llaman libertad de imprenta a la libertad de soborno de la prensa por los ricos, a la libertad de utilizar la riqueza para fabricar y falsear la llamada opinión pública." [5]

Pero entonces, ¿cuál es el alcance real de las redes sociales y sus herramientas en el activismo político? ¿Pueden suplantar o siquiera cooperar con la vieja militancia? Partiendo de lo anterior, muchos afirman ciertamente que "Los instrumentos de las redes sociales están muy bien preparados para hacer que el orden social existente sea más eficaz." [6]. Pero ¿podemos deducir de esto que Internet como medio, sólo sirve para reforzar el control de la clase dominante? ¿Qué sólo sirve para generar una especie de "democracia virtual" por fuera de la realidad? ¿Y qué por lo tanto el uso de Internet como medio es irrelevante y una pérdida de tiempo para enfrentar al capitalismo y sus gobiernos?

Internet y lucha de clases

Está claro que los medios de comunicación masivos, formadores de opinión, como parte del régimen de dominio de una clase social (los capitalistas), actúan de acuerdo a sus intereses. Una de las características de los llamados medios “alternativos” entre ellos Internet en los últimos años, es que pueden convertirse en referentes, cuando se producen hechos importantes en la lucha de clases que cuestionen la política burguesa y lo que prima es un cerco informativo, si es necesario la censura incluso de Internet. Es así como la acción consciente protagonizada por hombres y mujeres materiales provoca una “avidez de masas” de información generando un “embudo” hacia medios alternativos y es entonces que Internet puede jugar un papel importante en la difusión de un hechos de la lucha de clases (Bolivia, Oaxaca, Honduras, Túnez). Recién cuando la lucha por su fuerza logra rebasar este cerco, es cuando estos hechos tienen que ser tomados por los grandes medios (en forma distorsionada) y tratando de reencauzar estos hechos de manera que no cuestionen a la dominación de la burguesía como clase. Hay que remarcar que uno de los mecanismos que utilizan consiste en quitar importancia y protagonismo a la acción de las clases oprimidas y canalizarlas hacia variantes del régimen, el gran temor que tienen es despertar la confianza en sus propias fuerzas de los que no tienen nada que perder excepto sus cadenas, porque saben que esto haría peligrar su dominio. No sea cosa de que a los trabajadores y el pueblo se les ocurra de que pueden desprenderse de ellos y tomar las riendas de la sociedad, incluyendo los medios de comunicación, en sus propias manos.

Desde el comienzo de los medios digitales y su confluencia en Internet, son varios las polémicas que han surgido sobre lo que esto significa, sus potencialidades, límites y peligros. Uno de los primeros debates a partir de la digitalización de la información ha sido en torno a la llamada "propiedad intelectual" y el movimiento por el "Software Libre", que pretendía (y todavía pretende) combatir a los monopolios compartiendo la información libremente [7]. Este debate todavía continúa y vale también con respecto a las patentes de los medicamentos, la música, los libros, etc.. En cuanto al papel de los medios digitales, su confluencia en Internet y sus potencialidades como medio de comunicación, el debate va cobrando más importancia a medida que deja de ser medio "alternativo" y se convierte cada vez más en un medio de alcance masivo (aunque con su particularidades desde ya) [8].

Una polémica con Anonymous

Ante la demostración evidente de que Internet y las tecnologías digitales no llevan en sí mismas a mayor libertad, surge otro debate con quienes compartimos la necesidad de luchar en defensa de los derechos democráticos y contra todas las injusticias de los gobiernos de los capitalistas, como el caso de Anonymous:

"Una legión de ciberactivistas se moviliza en la Red. Se hacen llamar Anonymous y dicen luchar por la transparencia, la libertad de expresión y los derechos humanos. No muestran la cara ni tienen líderes. La semana pasada tumbaron las webs oficiales de Túnez, tras la autoinmolación de un joven. Hace un mes, atacaron a las empresas que cortaron el grifo a Wikileaks" [9]. Y en el sitio Estrella Roja se puede leer: "Si Ernesto Guevara estuviera aún físicamente junto a nosotros, creo que se le dibujaría una sonrisa en el rostro, al ver como algunas de sus premisas de “Guerra de Guerrillas” pasan de la tierra y el aire, al ciber-espacio." [10] [11].

Ante lo cual los defensores de Internet como medio de "la libertad virtual", critican estas acciones diciendo que "las leyes de censura de Internet se combaten abriendo webs, y no cerrándolas [12], porque esto coartaría la "libertad" de los sitios atacados.

Más allá de lo dudoso del método de enfrentar al imperialismo, con una especie de ciberguerrilla y lo muy forzado de la analogía planteada. No hay libertad de prensa en los medios de comunicación, mientras los capitalistas y sus gobiernos siguan con la "libertad" de controlarlos, por lo tanto es contra ellos hacia donde debemos apuntar. Se trata de terminar con este sistema, que es el origen de la apropiación privada de las riquezas (materiales y digitales).

¿Pero donde están las fuerzas para terminar con el poder de los capitalistas sobre los medios de comunicación e Internet?
Se trata de que la cibermilitancia sea puesta en función de una estrategia basada en quienes producen todo lo que nos rodea (incluso Internet y las nuevas tecnologías), de los que generan la riqueza que se apropia una minoría. Por eso, son los trabajadores y el pueblo, organizados en forma democrática e independiente de los capitalistas, los que realmente pueden enterrar el capitalismo y abrir el paso a una sociedad sin explotadores ni explotados.

La lucha política e ideológica, contra la clase dominante tiene que darse en todos los terrenos de la actividad humana, para esto debe resurgir el marxismo revolucionario, no sólo en las luchas, sino también en la teoría, en los debates sobre la ciencia, la cultura, el arte y también en los medios de comunicación digitales. Por eso que estudiamos o trabajamos con los medios digitales, tenemos mucho para aprovechar de los medios digitales y sus potencialidades, para aportar a que las luchas triunfen, para generalizar las experiencias más avanzadas del movimiento obrero, para dar lucha política contra los gobiernos capitalistas, para acelerar la influencia de la teoría marxista como herramienta entre la juventud y los trabajadores, en definitiva para dar pasos en la construcción de un partido revolucionario a nivel nacional e internacional.

TV-PTS: El canal de la izquierda

No hace falta mencionar la importancia que tiene la producción audiovisual en los medios de comunicación cuya tendencia es también a converger en los medios digitales. Por eso hay que destacar una experiencia novedosa de la izquierda como es la producción audiovisual compartida por la web. En este terreno puede mencionarse a TV-PTS, que ha sentado un precedente dentro de la izquierda partidaria. Su importancia no tiene tanto que ver con la capacidad técnica desplegada, sino con el protagonismo que expresan importantes sectores de un nuevo movimiento obrero, la clave es el contenido y calidad de los materiales teóricos y políticos.

El debate está abierto.

Leonardo Vazquez - leoniv2000@yahoo.com
www.contrainformática.org.ar



[1Wikileaks: Las obviedades que sacuden al mundo http://www.contrainformatica.org.ar/article.php3?id_article=56

[2Túnez: las revoluciones reales, Twitter, Facebook y un mensaje para todos los muroshttp://www.contrainformatica.org.ar/article.php3?id_article=59

[5Del Discurso al Primer Congreso de la III Internacional en 1919, Lenin. Puntos 8 y 9 http://www.marxists.org/espanol/lenin/obras/1910s/internacional/informe.htm

[7El Software Libre y sus limites bajo el capitalismohttp://www.contrainformatica.org.ar/article.php3?id_article=1

[10La defensa de WikiLeaks y el bautismo de fuego de las primeras Ciber-guerrillashttp://www.estrellaroja.info/?p=620

[11Sobre el caso Wikileaks, hay que aclarar para los desprevenidos que las filtraciones no tuvieron nada que ver con superhackers que hayan desencriptado la información publicada sino que ha sido alguien con acceso interno a la red el que ayudó a su publicación


Commentaires

Estadísticas

Última actualización

Viernes 24 de marzo de 2017

Publicatión

2807 Artículos
Aucun album photo
81 Breves
14 Sitios Web
697 Autors

Visitas

43 hoy
1012 ayer
2933982 desde el principio
36 visiteurs actuellement connectés